2020

Es el Yoga que más se conoce y que está más difundido hoy en día. La palabra Hatha está compuesta por ha, que significa sol, y tha, que significa luna. También significa unión, referida a la reunificación del cuerpo, la mente y el alma. Atiende al cuerpo como método de reintegración, canalización y liberación de las energías o fuerzas que actúan en él.

Su característica más conocida la constituyen las posturas o asanas, término sánscrito, que significaba en principio asiento o modo de sentarse, lo que hace pensar que la amplia gama de posturas que ha llegado a nuestros días se desarrolló partiendo de unas cuantas posiciones básicas de sentarse para la meditación. La clave de la enseñanza de su método es la respiración.

Puede considerarse una higiene que se dedica a la purificación de todo el organismo, actuar sobre el cuerpo para a través de él actuar sobre la mente, el gran caballo de batalla. Se trata, como no, de una vía que nunca se ha apartado de la naturaleza primordial del yoga como camino espiritual.

El Hatha Yoga prepara el camino al Raja Yoga, la meditación. Las posturas y las técnicas de respiración están concebidas para desarrollar una sensibilidad refinada, que derive en la unificación de todos los niveles del ser.

Si te preguntas si el Yoga es para todo el mundo la respuesta es sí, el Yoga se adapta a la persona, no la persona al Yoga. Se trata de eso, de aprender a escucharte, a parar, a ser consciente y por supuesto a conectar, no a desconectar, una de las ideas erróneas que existe en torno a esta práctica.

Las clases que ofrecemos en Yoga Candor dependerán del nivel del alumno, ya que consideramos y entendemos que hay que afianzar e integrar conceptos básicos antes de pasar a prácticas más avanzadas donde se trabajan posturas para lograr su perfección o se busca un dinamismo que enlaza series de asanas con el fin de agilizar y fortalecer. Buscamos también combinar con la práctica de posturas ejercicios de respiración y relajación.

Cerrar menú